Hablemos de Osteopatía - Centre Recuperatori Pardinyes Osteopatia

Vaya al Contenido
Hablemos de osteopatía

“La osteopatía es un método diagnóstico y manual-terapéutico, para someter a tratamiento las disfunciones de la movilidad de articulaciones y tejidos en el marco de su manifestación en  caso de enfermedades “.
Esta definición, que es apoyada por la Academia de Osteopatía  de Bélgica, recalca la importancia que el osteópata concede a la mano. Esta mano que percibe, valora, siente, compara, corrige, valora de nuevo, mucho antes de que se produjeran los grandes adelantos y descubrimientos de la biomecánica, como si esta tradición empírica se hubiera adelantado al avance riguroso de la ciencia analítica. Esta percepción, que convierte la mano en una prolongación del cerebro, se convierte casi en un arte. Sin embargo, el arte no se puede aprender en los libros, ni tampoco en una clase; el arte se aprende con un largo periodo de aprendizaje con aquellos que son considerados maestros por sus compañeros. Este aprendizaje, como ocurre siempre al comienzo, es considerado por algunos como algo molesto, por otros como doloroso, pero nunca decepcionará a aquel que sabe aplicar la técnica a la práctica.
Sin embargo, en este punto es conveniente hacer una advertencia; aunque este conocimiento del enfermo es muy enriquecedor, no puede separarse de los conocimientos científicos que nos ha aportado el siglo xx. Todo lo contrario, la Unión de ambos métodos, por el bien del paciente, debería reconciliar la firmeza científica y el principio hipocrático de la unidad. Por otra parte, este complemento mutuo ayuda al estudiante de osteopatía a comprender que el desarrollo de un espíritu crítico y la toma de conciencia de los límites de su arte es la base de toda ética médica.
Todo osteópata sabe que en osteopatía no existen recetas y que cada paciente es un caso particular que hay que estudiar de modo individual.


Cinesiterapia de los movimientos

El tratamiento osteopaticos se basa en la siguiente idea:
“cualquier cambio en la movilidad del aparato locomotor en el sentido de la hipo o hipermovilidad conduce hacia un trastorno funcional que, a su vez, puede dar lugar a un cuadro patológico“.
Como consecuencia de la pérdida de movilidad se reduce la circulación sanguínea del tejido afectado. Esta hipoemia puede llegar a convertirse en una isquemia. De esta forma pueden aparecer irritaciones, inflamaciones e infecciones producidas por los problemas de irrigación. Para que el cuerpo humano funcione de una forma óptima es necesario que los cuatro sistemas principales del cuerpo estén en armonía.

Entre estos sistemas se encuentran:

Sistema parietal: osteopatía estructural, trastornos funcionales del aparato locomotor. Se dirige especialmente a los trastornos de las estructuras óseas, musculares y articulares.
Sistema visceral: movilidad, motilidad y función de los órganos internos como el hígado, riñón, estómago, pulmones, útero, vejiga, intestino delgado y grueso, próstata, corazón, vesícula biliar etc.
Sistema craneosacro: conjunto de los movimientos de las suturas del cráneo y las articulaciones sacroilíacas. Insiste en la noción de movilidad craneal y de la pelvis y se dirige al desarrollo del recién nacido, del niño, así como de los trastornos funcionales del adulto.
Psique

Estos sistemas se encuentran en un equilibrio funcional. Las fascias aseguran la relación funcional entre el aparato locomotor, el sistema visceral, y los diferentes sistemas del cuerpo.
Cuando un sistema está alterado se produce inmediatamente un desequilibrio, por lo cual se ven afectados otros sistemas.
   
Ejemplos:

  • Los espasmos intestinales pueden aparecer como consecuencia de los trastornos psíquicos. “El intestino es el reflejo del interior“.
  • Los trastornos en el funcionamiento del hígado o las enfermedades hepáticas pueden tener influencia sobre la articulación del hombro derecho. En la articulación pueden aparecer dolores y trastornos funcionales que pueden aumentar hasta convertirse en el cuadro patológico denominado “hombro congelado“.
  • Los dolores interescapulares con irradiación hacia el brazo izquierdo pueden aparecer en relación con los trastornos de la circulación en el corazón.
  • Los problemas de deglución (“nudo en la garganta“) pueden estar provocados por bloqueos de la región de la columna cervical.
  • Los bloqueos a la altura de D10 - L2 (entre la décima vértebra dorsal y la segunda lumbar) pueden ser responsables de los trastornos del funcionamiento renal.

La influencia mutua y la dependencia de diferentes ámbitos funcionales son factores conocidos desde hace mucho tiempo y aprovechados tanto a nivel diagnóstico como terapéutico.
La piel, la musculatura, las articulaciones y los órganos internos están influidos por el flujo de sus propias aferencias hacia el cuerno posterior de la médula espinal. La manifestación de un trastorno primario indicado nociceptivamente, proveniente de un órgano interno en forma de  Zonas de head de la piel o zonas de Mackenzie de la musculatura, permite precisar el foco primario, igual que ocurre cuando por la misma causa se produce un bloqueo de las vértebras como consecuencia de la relación segmentaria.
Una gran parte de los procedimientos terapéuticos se basan en la posibilidad de influencia recíproca de los efectos periféricos sobre el trastorno primario en el órgano interno. El tratamiento local no debe limitarse al tratamiento del trastorno secundario que existe desde hace tiempo, sino que se centra en la mejoría o eliminación del trastorno primario.
El tratamiento osteopático de los trastornos viscerales, que se fundamenta en una relación al mismo nivel de los cuatro sistemas principales antes mencionados (sistema parietal, visceral, craneosacro y psique), también hace uso de los datos de la relación segmentaria descrita para establecer un diagnóstico del trastorno del órgano interno afectado. Esta es la base del esquema de exploración clínica que siempre antecede a los diferentes apartados de tratamiento.

CRP OSTEOPATIA
Textos e información redactada por Joan Carles Bosch Tomas, gerente de Centre Recuperatori Pardinyes.
info@crposteopatia.es
Regreso al contenido